Almuerzo por el Día de la Industria: “Es un momento para fortalecernos entre nosotros”

Unos 800 industriales santafesinos participaron el viernes 20 del almuerzo por el Día de la Industria que organizaron FISFE, AIM Y UNIRR en el Domo del Parque Independencia, en Rosario. El acto contó con la presencia del gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz, el presidente de la UIA, Miguel Acevedo, la vicegobernadora electa, Alejandra Rodenas, la intendenta Mónica Fein, el intendente electo Pablo Javkin, legisladores nacionales, concejales, dirigentes de organizaciones sociales y empresarias y referentes sindicales.

El presidente de AIM, Roberto Lenzi, dijo: “Hemos armado este evento, lo cual no implica un festejo, sino un almuerzo de camaradería para aunar las industrias productivas de Santa Fe que hoy no están pasando el mejor momento. De todos modos, sí es un momento para encuentros, para fortalecernos entre nosotros y juntar la necesidades que requiere el sector a través de la Asociación de Industriales Metalúrgicos”.

Durante su discurso, el presidente de FISFE, Víctor Sarmiento destacó: “Hace más de un año que venimos cayendo. Redoblamos esfuerzos para seguir teniendo abiertas las puertas en muchas de nuestras Pymes. Por eso, escuchar que nos digan que tenemos que poner el hombro al país, no suena razonable, porque ya hace tiempo que lo venimos haciendo. Hay caída en todo el país. A nivel provincial, tenemos 330 empresas con Procedimiento de Crisis, 7 mil puestos de trabajo menos en el sector. Y si aún no se perdieron más empleos, es porque estamos haciendo enorme esfuerzo, industriales y trabajadores, para seguir adelante. Por eso hoy decimos que es un acto y no una celebración, porque no hay nada para festejar”.

 

El titular de la gremial fabril santafesina manifestó: “Tenemos en muchos casos la cadena de pagos diferida y en pesos, contra costos en dólares. Hay inflación, tasas altas, caída de consumo. ¿Qué más nos tiene que pasar, para que nos demos cuenta que este modelo tiene que cambiar? Hagamos que desde Santa Fe haya un reclamo por un modelo industrial, que nuestro grito traspase la General Paz y se entienda, por fin, que sin industria no hay Nación”.

 

Sarmiento agregó finalmente: “Gobierne quien gobierne a partir de diciembre, tenemos que producir más, agregar más valor, exportar más, o vamos a terminar con un país en el que puedan vivir decentemente  no más de 17 millones de argentinos. Somos tercos los industriales, por eso no bajamos los brazos. Y miramos el potencial que todavía tenemos, a pesar a de la crisis. La industria santafesina genera el 24 por ciento del total del empleo registrado provincial. Estamos diversificados, en todas las localidades. En la provincia tenemos el segundo PBI a nivel nacional, pero solos no podemos avanzar. Tenemos que articular con el sector público, como hicimos con el Observatorio de Importaciones, como hemos hecho hoy firmando el acuerdo para conformar una Mesa de Gas y Petróleo”.

 

Luego, fue el turno de Miguel Acevedo, presidente de la Unión Industrial Argentina, quien advirtió: “Hay pocos países en el mundo que tienen la fortaleza federal de la Argentina. Cada región, cada establecimiento industrial y cada región tiene mucho para aportar al crecimiento de la Argentina. Pero hoy, la caída de la actividad, la falta de acceso al crédito, el aumento de la capacidad ociosa, el incremento de tarifas y un sistema tributario que penaliza el agregado de valor, han sido un golpe letal para las Pymes. Estamos trabajando para que quienes tienen que gobernar a partir del 10 de diciembre, comprendan este problema”.

 

En un mensaje a los candidatos a la presidencia, el dirigente de la UIA dijo: “La dirigencia política debe redoblar sus esfuerzos básicos, para lograr la unidad nacional y avanzar en un proyecto de desarrollo. La búsqueda de soluciones debe complementarse con una mirada de largo plazo, con una industria que acompañe a la cuarta revolución industrial, que está sucediendo aquí y ahora. La industria 4.0 no es ciencia ficción. Llamo a los integrantes de la UIA a no bajar los brazos”.

 

Antes, en la apertura, había hablado el presidente de la Unión Industrial Región Rosario, Mariano Ferrazini, quien valoró la unidad de las entidades organizadoras: “No es más que la demostración cabal de que el máximo potencial de nuestra acción gremial, sólo se logrará con el trabajo conjunto, que debemos transpolar a la provincia bajo el paraguas de la Federación Industrial de Santa Fe, para lograr tener una representación plural y potente, que nos permita trabajar sobre los múltiples desafíos que afrontamos los industriales”, dijo. También dio la bienvenida Roberto Lenzi, titular de la Asociación de Industriales Metalúrgicos, que invitó a seguir luchando por el futuro del sector, a pesar de las dificultades.

 

En el acto, hubo discursos del gobernador, Miguel  Lifchitz y la intendenta Mónica Fein, que coincidieron en un duro diagnóstico para la industria santafesina y la necesidad de recrear políticas de desarrollo para el sector. A su turno, el Secretario de Industria de la Nación, Fernando Grasso, que representó al gobierno nacional, mencionó: “Sería necio negar que el contexto macroeconómico no ha sido bueno, y no tenemos que ponernos colorados. Es verdad que Argentina hace décadas que viene cerrada y en estos cuatro años no pudimos resolver los problemas estructurales. Hubo errores que no nos permitieron acompañar las transformaciones de fondo que nos propusimos”.

 

A lo largo del almuerzo, se entregaron los reconocimientos al Mérito Industrial a empresarios de diversas localidades, como es tradicional. Y previo al acto, FISFE y el Ministerio de la Producción de la provincia firmaron un acuerdo para la conformación de la Mesa Santafesina de Gas y Petróleo.

Share Button